Peter Bright, el hombre que acusó al anime como generador de pedófilos, es sentenciado por pedofilia


 Siempre que un ideólogo hace un juicio de valor sobre alguien con quien está debatiendo con ese personaje, el juicio es verdadero sobre sí mismo“, es lo que expresa la denominada Ley de Sargón y que representa la ironía detrás de muchas situaciones que ocurren hoy en día. En julio de 2017, Peter Bright, reportero de tecnología y editor de Ars Technica, realizó una publicación a través de su cuenta de Twitter, en donde escribió: “El anime es para pedófilos“.

En su momento, la publicación generó poca viralidad dado que no era una personalidad muy relevante en los medios de comunicación, sin embargo, tal como el vino, esa declaración envejeció demasiado bien, dado que en mayo de 2019, Peter Bright fue arrestado en un parque público durante una operación encubierta después de que un agente se hizo pasar por la madre de una niña de 7 años y un niño de 9 años en internet.

Durante el transcurso de cientos de comunicaciones por chat, Bright discutió con el agente encubierto su plan de reunirse con menores para participar en actividades sexuales“, destacó el FBI. El hombre pidió fotos de los niños y dijo que tenía la intención de abusar de ellos según declararon los federales.

El FBI dijo que inicialmente encontró a Bright en KinkD, una plataforma de redes sociales para fetichistas del BDSM. La defensa de Bright afirmó que estaba participando en un “juego de rol” con adultos consintiendo en ambas partes, y cuando sospechó que estaba tratando con una madre real que ofrecía con sus hijos menores, afirmó que decidió recopilar pruebas para entregarlas a los agentes del orden, pero el juez no lo creyó.

Después de una serie de retrasos en su juicio derivados de la pandemia de COVID-19, el pasado 4 de noviembre, el juez Castel condenó a Bright a 144 meses de prisión, tal como lo declaró el Inner City Press en Twitter.

Fuente: SomosKudasai

Comentarios

Artículo Anterior Artículo Siguiente